7 de diciembre de 2005

Antes del domingo... un pequeño comentario


No sabes la lata que me da intervenir a mitad de semana nuestro medio de comunicación, teniendo claro que recién habías subido un tema que te apasiona tanto como es el fútbol y considerando el sentimiento con que lo hiciste, pero me sentí obligado a referirme a lo que va a pasar el domingo.
- No voy a profundizar nuevamente en las constantes históricas que me llevan a criticar la realidad en la que yo y millones de chilenos vivimos.
- No voy a solicitar nada a nadie. Que voten por uno u otro, en eso consiste la democracia. Cada uno elige lo que quiere.
- No quiero ocupar palabras rebuscadas ni eufemismos que maquillen los sentimientos que a estas alturas remueven mi alma al encontrarse en este trance que pudiendo ser glorioso no pasará de ser inocuo. Solo quiero opinar.
Creo en los sueños, en la capacidad de crear mundos cualitativamente mejores de los que vivimos en la actualidad, en lo ideal, en lo idílico. De la misma manera, no creo que tengamos que soñar lo que duramente vivimos despiertos a diario, tal como la Concertación y la Alianza nos fomenta. No va a cambiar nada estructural, serán cuatro años más de desigualdad, de avance macroeconómico, de nula participación ciudadana y de retos ante los medios de comunicación de las personas, del pueblo que legítimamente siente el derecho a reclamar por la realidad injusta que fomentan o no consideran quienes justamente tienen la misión contraria, la de defendernos y acogernos. Pero contradictoriamente creo en la construcción de una sociedad donde los que quiero no tengan como prioridad el status social y económico, y que buscan la felicidad en los bienes materiales y en el trabajo muy bien remunerado en detrimento del amor, la amistad, la cooperación, etc. Sueño que las personas que quiero y mis compatriotas acepten las diferencias y que nuestros representantes ayuden a ello. Creo en la no discriminación, y no creo en los patrones de belleza preestablecidos por el mercado. Creo que no todo debe calzar econométricamente y no creo que los sentimientos por no cuadrar en esos términos deban desecharse.
Hemos pasado años de represión, dictadura, crímenes, tal como describiste tan humanamente hace unos comentarios atrás. También hemos pasado 16 años de seudo democracia que tiene del mismo modo su lado cruel: Desigualdad, discriminación, alienación, marginalidad, todo ¡enmarcado en riqueza macroeconómica! (insisto no voy a ahondar en todo ello). ¿No tengo el derecho a soñar que esto puede cambiar?.
¿Soy un resentido social?, quizás, pero creo que estoy mejor que muchos otros chilenos, tengo trabajo, tengo espacios para opinar (cuestión que otros claramente no tienen y cuando lo buscan son vituperados), ¿un resentido social sueña una realidad mejor no solo para sí?. La verdad no sé, lo que si creo es que el único proyecto que me da ese lujo, ese espacio, (tu sabes, no tengo compromisos partidistas, incluso pertenecía fielmente a una de las coaliciones gobernantes), el que tengo absolutamente claro que en términos de representación le va a ir pésimo, es el Juntos Podemos Más. Eso sí, si mi voto sirve para ayudarlos a seguir molestando, a ser una piedra en el zapato chino del sistema actual y a fin de que ayude a que personas como yo sigan creyendo que un futuro mejor es posible…lo doy feliz, de hecho más feliz que nunca.
Freddy

37 comentarios:

ahoratodostusolo dijo...

¿Unos días afuera y se revela "melame"?

Genial! La estructura creo que, pese a la agradable cadencia azul-negro; dispara Usted. - disparo yo; se estaba transformando en monótona.

En este comentario pusiste en el tapete una de las diferencias más fuertes que nos distinguen, no digamos separan, porque, para eso, ya estamos bastante lejos, en el espacio, digo.

Me gusta pensar y soñar un país mejor, pero soy esencialmente realista. Y lo que haré en la urna es parte de eso.

Rabindicando

dioshamuertoyyono dijo...

SEGURO NO CAMBIARA NADA, AHORA SE NECESITA GENTE COMO LULA DE IZQUIERDA PERO SIN NINGUNA INJERENCIA EN EL ECONOMIA QUE ESTA GOBERNADA POR ESPECULADORES Y OTRO TIPO DE SAQUEADORES, AYER VEIA LA REPRESENTANTE DE LA OEA HABLAR QUE EL DEBATE DE FOX Y CHAVEZ ES HA MUY BUEN NIVEL, PERO SI HA SIDO UNA MIERDA CLARO CON SUS CUESTIONES DE FONDO Y DIFERENCIAS IRRECONCILIABLES

Alexis R. U. dijo...

me parece muy honesto tu comentario, y en su forma gruesa lo comparto. creo que hay cambios que hacen falta y la coalicion de gobierno no ha echo mucho por mejorarlas, pero los otros frentes politicos los veo mas dificil que puedan habanzar en esos temas
la derecha por que no le interesan, y la izquierda por que tendrian una opocision muy fuerte de parte del empresariado y sectores mas acomodoados que son los poderes de tras del politico

saludos

ahoratodostusolo dijo...

Muy optimistas los comentarios.

Rabiluso

chica canifru dijo...

Imposible ser optimistas con estas cagas de politicos...

ahoratodostusolo dijo...

Pues soy un convencido que, sin ser la mejor, tenemos una de las clases políticas más decentes de los países en desarrollo. Y no es que sea un consuelo de tontos, sino que debemos focalizar nuestras energías en pelear contra aquello que realmente es un problema. Y el principal que tenemos los chilenos es nuestra mentalidad amargada, envidiosa, chaquetera y pajera.


Rabinmediato

Ipnauj dijo...

El domingo, seguro que me voy a emocionar como toda las otras veces. Tiene que ser por los feroces años de dictadura. Ahora veo al pueblo organizado para manifestarse y me gusta. No soy tan bobo como para creer que finalmente tenemos la posibilidad de construir la sociedad que queremos. Son demasiadas las evidencias que delatan a los dueños de este país y su pavor a soltar la teta. Pero me emociono. Mi voto es para Tomás.

ahoratodostusolo dijo...

¿Y lo podrás materializar? ¿O es un voto "simbólico"?. Lo digo, porque aun tenemos el grave problema del sistema de inscripción y de los chilenos en el extranjero.

El voto debería ser voluntario, automático y en toda embajada de nuestro país.

Rabintransigente

javemim dijo...

Pink Floyd...., parte de mi vida y de mi credo...

Gracias por la recomendación...

Saludos...a todos...

loulou dijo...

no creo que estemos preparados para que el voto sea voluntario, ya que nuestra mentalidad del mínimo esfuerzo a muchos los dejaría en su casita...aquí todo tiene que ser más o menos obligatorio pa' que resulte, o reportarle algún beneficio (por ridículo que éste sea) ya ves que la gran mayoría usa el cinturón de seguridad para que no le saquen un parte y no porque se quieran proteger...peor aún, todavía hay algunos que se lo cruzan SOLO apenas ven el control policial.
En fin, voy saliendo a cumplir mi deber cívico obligatorio.

ahoratodostusolo dijo...

Loulou, me parece estar leyendo a Portales en 1850...

Rabimaginativo

EXPLORACIONES.......... dijo...

Primero que nada, mis feliciraciones por vuestro blogs, en e esta ocación solo me remetire a contestar una pregunta que se hace:

Para pertenecer a "BLOGGER MANIA CLUB" NECESITAMOS ENVIES TU CORREO EMAIL A inhinotep@gmail.com con esto a la brevedad se respondera con la invitación correspondiente.

Atentamente
Pedro Díaz
Director Ejecutivo

bendito ravotril dijo...

tomo la micro de tomás

en un par de años calendario occidentalishen, lo d elos autos en paris va a ser un juego de niños por estos lugares.

adoraria participar de la rebelion popular que latinoamerica necesita. yo me pongo con la torre de telefonica.

hirsh, lejos el único brillante y educado, el resto, ernesto.

ahoratodostusolo dijo...

Lo importante es que alguna vez la auténtica izquierda, seria y honesta,se haga respetar. Es desagradable vivir en unn país en que sólo resta elegir entre derecha y extrema derecha.

Rabindignado

Mikamy dijo...

A mi me parece terrible que una persona que le pague a sus empleados el sueldo mínimo sin imposiciones se haga llamar el candidato de los trabajadores....

Pero cada cual tiene su opinión...yo pienso que deberían darle al Podemos más oportunidades y más espacio para difundirse...pero yo prefiero a la Bachellet.

buen blog!

gracias por la visita!

saludos y bendiciones,
Mikamy

ahoratodostusolo dijo...

En la segunda vuelta... No cabrán muchas dudas en todo caso!

Muchas gracias por tu comentario Mikamy

Rabicito

ElectricBlue dijo...

Los buenos deseos sirven.
Muchas gracias.

Mar dijo...

Espero que os vaya bien!!
Un beso

Distemper dijo...

Y ahora, después de votar por Hirsch y sentir que hice el loco, mis amigos me dicen que debo regalarle mi voto a Bachelet para evitar que la derecha gobierne en Chile. Ja, como si no gobernara desde hace décadas. A Lagos le levantará un monumento el empresariado igual que a Arturo Alessandri. En fin, nulo no más.

Saludos.-

Gigi dijo...

Estimado, que onda su comemtario en mi blog???

Saludos

ahoratodostusolo dijo...

Distémper: No hicimos el loco, las señales son importantes. Y, por lo menos a mi juicio, no da lo mismo derecha y extrema derecha, como no da lo mismo morir subitamente que quemado.

Gigi: Era el mensaje que dejé en tu buzón de voz después de la señal.

Rabilícito

garganta de lata dijo...

que buena encontrar a una persona que cree en los sueños, en este mundillo de los bloggers pensaba que era el único pastel que la veia de esa manera la situación
muy buena foto pro ella ñlllegue

ahoratodostusolo dijo...

Muchas gracias!!!

Pero de las últimas palabras no entendí ni wea!

Rabintoxicado

ahoratodostusolo dijo...

Es probable que teníamos mas expectativas con respecto a la votación, pero el resultado no es loco, en cualquier país del mundo un 5% de votación es una fuerza a considerar y que deberia tomar vuelo de un momento a otro. Piensa en la valentía que significó votar por Hirsch sabiendo lo macabro de nuestro sistema electoral. Les guste o no... molestamos y ahora somos cruciales. Así todo, anular sigue siendo molestar, pero bueno, cada uno opta por su camino.
En todo caso el próximo tema tendrá relación con esto (perdón por no cambiar de tema)

Freddy

Gigi dijo...

jajaja, gracias....ando re poco avispá
Muchos saludos

Kein dijo...

Es posible lograr tanta igualdad..? Hirsh me parece un tanto soñador... Mantengo mi voto en segunda vuelta...

la witch dijo...

Que logreis vuestros sueños!!!
Saludos!!!

José Luis Contreras Muñoz dijo...

Bien,nunca se debe perder el idealismo

Chica Pánica dijo...

sabes?, yo no votaria por el juntos podemos mas, pero de cierta forma me gusta el discurso que tienen, me gusta que se la jueguen por el medio ambiente y me gusta que sean la piedra en el zapato...esa alianza es puro corazon!

Omar Reyes Osuna dijo...

No es malo tener sueños, lo malo es vivir de ellos y dejar la realidad fuera, ahora que tenemos segunda vuelta no es malo una cuota de fría realidad, es lo que hay nos guste o no.
Salu2.

ahoratodostusolo dijo...

Omar:

En el "yin-yang" de este blog, esa es precisamente la posición oficial del "yin"

Rabimperativo

chica canifru dijo...

Esto quedo...solo.

oli dijo...

rayos y centellas nuevamente, a mi se me pelean a cada rato la oli idealista con la realista. Todos kerriamos un pais mas justo, con mas igualdad de oportunidades, mejor educacion, mayor regulaciòn para las grandes empresas, leyes laborales mas efectivas, mejores sueldos para los mas ke tienen menos, menos corrupcion, aunke nos preciemos de ser los mas confiables de latinoamerica(pk esa wea si ke tuesta, el descubrir debajo de cada piedra ke se levanta, ke detras de cada instituciòn, ya sea de educaciòn, de gobierno, de la wea ke sea, siempre hay pelotuos haciendose por lo bajo un recorte y aunque supuestamente somos de los menos corruptos de sudamerica, considero que usar ese argumento es conformarse con muy poco y promover la mediocridad).....el punto.....el punto, el punto es ke esa wea es imposible ke le resulte a hirsh, si saliera elegido nicagando le resultaria todo lo ke el kiere entregarle al pueblo en menos de 10 años, ademas no olvidemos que de la rabia y el sentimiento de sabernos abusados surge el rencor. el rencor es caldo de cultivo de la corrupcion porque "total si antes se robo pinocho sus wenos millones de US$, la concertaciòn ta llena de gente ke pone sus intereses personales antes de los comunes, ke mas le haran unos billetitos por aki o por alla, total siempre nosotros hemos salido patras desde hace 33 años, ahora nos toca".
No digo que todo el mundo sea igual, pero basta ir a ver manifestaciones del "juntos..." pa darse cuenta de toda la rabia ke emana a borbotones de los discursos de la mayoria de sus candidatos y adherentes(la cual es legitima en la mayoria de los casos).
Tampoco la concertacion ha dado soluciones muy wenas para los estamentos sociales mas bajos, despues de todo para la mayoria de la gente, cuando llego la alegria nada cambio, iwalmente sin pega, iwalmente sin educacion, iwalmente sin oportunidades.
Hasta el momento jamas he considerado siquiera (en caso de que estuviera inscrita, y no me venga alguien con la imbecil y facistoide cantinela de ke el ke no esta inscrito no puede opinar) la hipotetica posibilidad de darle un voto a la derecha, por cosas de principios y demases argumentos que no voy a repetir porque por lo visto estamos de acuerdo con la mayoria de la gente ke aki postea, pero puedo entender el hecho de ke muchos ya estan cansados, hartos de lo mismo, y no pierden nada, absolutamente nada con darle el voto a una derecha que se apoya principalmente en las cagadas de casi 16 años de concertación, (el mismo lapso de tiempo ke estuvo pinocho)y después de los cuales piden su turno, el mismo ke reclamaba la gente el 89.
Todo mal con las opciones que hay, ¿buscar la menos pior? ¿A kien mierda le dan ganas de votar con estos super candidatos? Creo que lo haria si el voto fuera voluntario, si se votara en las embajadas de chile en el mundo como lo hacen en los paises desarrollados ke tanto miramos parriba y ke tanto nos esforzamos en emular a lo huachaca.
Segunda welta a esta alturas, Piñera jamas, tendría ke ser la señora esta, ke es la opciòn ke mucha gente tambièn preferira tomar, antes ke arriesgarse a elegir a esa cosa de sonrisa ensayada y pasada en limpio, y expresión con intento de venderse amable y ke por sobre todo, al final es un facho mas, con todo lo ke eso implica(y mil cosas mas ke no valen la pena el tecleo).
La gente, los candidatos, obvian cosas simples como lo son el hecho de que para poder gobernar se debe ser una persona sana de mente, estar bien primero con uno mismo, porke de otra forma es imposible hacer el bien a los demas. Estar seguro y ser firme en los propositos ke se kieren lograr y tener claro el norte, de modo ke los intereses personales esten satisfechos para que no se interpongan en el camino por lograr el proposito comun, el bien comun.

ahoratodostusolo dijo...

Parece que el corte de pelo te hizo ganar en lucidez.

Un abrazo amiga!!!!


Rabinterruptus

Anónimo dijo...

Pinochet-Concertación-Bachelet


José Steinsleger/
La Jornada.

I
Pinochet + concertación = Bachelet
Cuenta Jenofonte (V aC) que en la ceremonia destinada a seducir a un rey de Tracia, un señor de Atenas llamado Gnesipos ordenó que los integrantes de su séquito debían entregar al soberano un caballo blanco, un joven esclavo y vestidos para sus mujeres.
Gnesipos explicó al rey el antiguo uso según el cual, para hacerle honor, los ciudadanos más ricos de su tierra tenían la obligación social de hacer donativos, que a su vez daba a los que nada tenían.
Estos gastos de interés público (llamados liturgias) eran hechos "para placer del pueblo"; demostraban poder y sólo podían permitírselos quienes tenían derecho a mezclarse en la política.
Dos mil 500 años después, en un reino de América del Sur que andaba muy hostigado por el pueblo a causa de la opresión, un grupo de señores de la política pactó con el rey y le ofreció un sistema de gobernabilidad llamado concertación.
Pinochet, rey de Chile, preguntó: "¿y cómo garantizaréis la paz de los míos?" Al unísono, los jefes de la concertación respondieron: ¡Con la "alternancia"!
El soberano consultó a Patricio Guzmán, su delfín. Admirador del monarca Francisco Franco y estudioso de la llamada "transición" española, Guzmán acabó por aceptar que su modelo resultaba menos perverso que el de la concertación, puntillosamente supervisado por Felipe González, señor de Anda-lucía. Sin embargo, algunas de sus iniciativas fueron incorporadas al esquema concertacionista.
Con el correr del tiempo, los déspotas y señores del mundo intentaron copiar (sin éxito) los principales aciertos del pacto Pinochet-concertación, a saber:
Capacidad para engatusar al centro político de la sociedad sin que drenen votos por derecha y cuidando los de izquierda.
Obsecuencia, arribismo y complacencia que los miembros de la concertación prodigan a los cómplices del rey.
Régimen de democracia excluyente y marginación de cualquier otro proyecto de "alternancia" entre bloques de poder.
Imaginación para silenciar el impacto devastador de esclavitud social y saqueo económico antes y después de Pinochet.
Continuidad de la política impuesta durante el despotismo sangriento, ahora aplicada por otros medios.
Notable trabajo conservador de masas, en la base popular.
Rito democrático sin objeciones, donde las clases sociales se funden imaginariamente en el llamado neoliberalismo, capaz de relativizar todas las diferencias.
Según el sociólogo Emir Sader, el neoliberalismo sería un modelo hegemónico -y no sólo una política económica-, una concepción de política, un conjunto de valores mercantiles y una visión de la relaciones sociales dentro del capitalismo. Su remplazo no significa necesariamente una ruptura con el capitalismo.
El sistema chileno ha dado a tal punto resultado que en los pasados 15 años el rey de reyes ya no repara si en Chile gobiernan políticos progresistas o políticos retrógrados.
En julio pasado, el embajador del imperio en Santiago, William Brownfield, elogió la política neoliberal desarrollada por el país sudamericano y afirmó que el gobierno de Ricardo Lagos era uno de sus mejores aliados en la región. Nombrado luego embajador en Venezuela, Brownfield declaró sentirse muy satisfecho del alto nivel alcanzado en las relaciones bilaterales y recomendó el modelo chileno a los demás países de América Latina.
Entre otras curiosidades del modelo destaca el modo de "medir" la pobreza del reino. Como no se mide a todos los pobres, sino a los que únicamente padecen extrema miseria, "de 1990 a la fecha hemos reducido la pobreza de 40 a 18 por ciento", asegura la presidenta electa Michelle Bachelet.
La magia pitagórica carece de misterio, pues la encuesta oficial para detectar desempleados considera que una persona tiene empleo si ha trabajado una hora en la semana, sin importar el resto de días, ni la previsión social ni el sueldo ni el tipo de contrato laboral.
Cerca de 46 por ciento de los trabajadores están por debajo de la línea de pobreza. En 2001 el señor Ricardo Lagos prometió 200 mil nuevos empleos y 140 mil en 2002. Pero el primer año destruyó 100 mil 770 puestos de trabajo. Cosa de Ripley, en el reino de Chile el desempleo aumenta de la mano del crecimiento económico.
La producción crece, aumentan las exportaciones, ingresa más dinero a la economía, pero la gente tiene cada vez menos trabajo. El informe trimestral sobre el empleo enfrió el entusiasmo levantado por 5 por ciento de crecimiento del producto interno bruto (PIB). La prensa del reino, totalmente domesticada, minimizó la mala noticia.
Sin embargo, el llamado "consenso" es lo que más llama la atención de los mercaderes de la política mundial. Según el sociólogo chileno Tomás Moulián, el consenso sería la "etapa superior del olvido... la presunta desaparición de las divergencias respecto de los fines... la renuncia al discurso con que la oposición real había hablado en épocas de lucha: el lenguaje de la profundización de la democracia y del rechazo del neoliberalismo".
"La declaración del consenso manifiesta discursivamente la decisión del olvido absoluto. De olvidarlo todo", dice Moulián.


Miércoles 25 de enero de 2006
José Steinsleger/ II
Pinochet + concertación = Bachelet
Derrotada en el terreno militar, Alemania se impuso la tarea de combatir y estudiar las causas del nazifascismo en los pliegues profundos de su sociedad. Derrotado en el terreno político, el pinochetismo consiguió dos cosas: el repliegue ordenado de sus fuerzas, y un lugar en el nuevo esquema institucional negociado por la Concertación de Partidos por la Democracia (CPD, 1989).
Doce años se mantuvo la dictadura alemana en el poder y 17 la chilena. El enjuague se llamó "transición" y la negociación con el tirano hubiese sido imposible sin la traición de la CPD a los contenidos liberadores de una resistencia popular que poco a poco, con sangre y heroísmo, abrió espacios nuevos, democráticos.
Hitler cayó porque "se pasó de revoluciones". En cambio, Pinochet consintió en hacer de su reino un campo de pruebas de la entonces desconocida ideología "neoliberal" en el marco de un modelo pensado a escala mundial por la escuela económica de Chicago (1975). Cinco años después, el modelo fue aplicado en la Inglaterra de Margaret Thatcher y en los Estados Unidos de Ronal Reagan (1980).
Jurídica y moralmente, Pinochet murió. Sin embargo, el "libre mercado" de su gestión y la CPD dejaron 70 por ciento de la población en la pobreza relativa y extrema. ¡Tarea cumplida! La mayoría de los chilenos pobres ganan menos de 160 dólares mensuales, y más de 60 por ciento de la población laboral subsiste endeudándose con tarjetas de crédito bancarias y comerciales.
En ese contexto, el Banco Mundial señala que el reino de Chile se encuentra en el noveno lugar de distribución más injusta del ingreso: apenas 5 por ciento de los hogares más ricos (760 mil personas, aproximadamente) perciben un ingreso equivalente a 11 millones de chilenos. Por esto, cuando en Chile se habla de ingreso per cápita suele omitirse que familias como los Matte, Angellini, Luksic se llevan 80 por ciento del producto interno bruto (PIB).
Entre los aspectos claves de la "exitosa capitalización" bancaria, empresarial y financiera de los gobiernos de Pinochet y la CPD figuran la privatización de 400 empresas estatales que constituían alrededor de 60 por ciento de la economía nacional, la copia y aplicación del ya quebrado sistema privado de jubilación de Estados Unidos y la liberalización de las tasas de interés para fortalecer el mercado de capitales. En 1973, la participación de las empresas públicas en el PIB era de 38 por ciento. En 1998, 9 por ciento.
De 1990 a 2000 los gobiernos de la CPD redujeron el gasto público entre 15 y 25 por ciento. Cada recorte social fue celebrado como "sabiduría", "madurez", "acierto". En 1997, las entidades de salud daban cobertura a 4 millones de personas. En agosto de 2003 llegaba a 1.2 millones. A la educación sólo tienen derecho quienes tengan cómo pagarla.
La Corporación del Cobre (Codelco, estatal, 38 por ciento de la explotación del metal) y los altos precios del cobre otorgan algunos beneficios al país. No obstante, las trasnacionales que explotan el recurso no pagan impuestos ni regalías. Nueve de las 14 principales empresas de exportación son foráneas y 64.7 por ciento de la producción nacional está en manos extranjeras que nada dejan en Chile debido a la inexistencia de un royalty que las grave, a más de su sistemática evasión tributaria.
En un reino donde sigue vigente la legislación laboral pinochetista (que no garantiza el empleo y carece de seguro de desempleo) existe algo tan pragmático y eficaz (¿más democrático?) que el miedo al terrorismo de Estado: el miedo a perder el trabajo, causa de tensiones personales, familiares y sociales.
La mayoría de empleos creados por la CPD fueron temporales con bajos niveles de remuneración y protección, aumento del ritmo, la duración y la inseguridad y modificación del régimen de contratación con la extensión del trabajo subcontratado. Unicamente 10 por ciento de los trabajadores están sindicalizados. De este porcentaje sólo una parte accede a la negociación colectiva con los empresarios. En 1999, la Central Unica de Trabajadores (CUT) denunció la existencia de más de 400 mil despidos por "necesidades de empresa".
Tras soñar con la "transición al socialismo", los obreros chilenos se ven hoy obligados a pelear por la "intimidad" y la "libertad de expresión" en el ámbito laboral. Así festejó la CUT una decisión de la Corte Suprema que declaró ilegal el uso de cámaras de circuito cerrado para vigilar a los obreros de las fábricas.
A partir del 11 de septiembre de 1973, millones de niños y adolescentes padecieron, primero, un lavado de cerebro a fondo. Y después fueron testigos de la desaparición de la política como historicidad y de la oposición "consensuada" y reacia a cambiar la esencia del modelo.
Tal será el desafío de la "socialista" Michelle Bachelet: revertir la perversa analogía entre gobierno y mercado, y observar que en 32 años de pinochetismo más CPD la ausencia de crítica por confusión de parámetros llevó a reproducir aquel orden sociocultural que el poeta chileno Raúl Zurita calificó de "belleza vacía y profunda".


Miércoles 1 de febrero de 2006
José Steinsleger/ III y último
Pinochet + concertación = Bachelet
So pretexto del "pragmatismo" y el "no regreso a lo anterior", la Concertación de Partidos por la Democracia (CPD) proyectó a Chile al futuro social cavernícola: el ciudadano credit card, ideológicamente homogeneizado y políticamente pendiente de pequeños ajustes o cambios que no comprometen la dinámica de superexplotación del modelo.
En la noche de la victoria, entre globos y serpentinas, Michelle Bachelet ponderó la "economía vibrante" del modelo. A Ricardo Lagos, gobernante ubicado en el segundo lugar de los más derechistas de América Latina luego del colombiano Alvaro Uribe, la presidenta regaló hermoso cumplido: "Es el mejor estadista que ha conocido Chile en toda su historia".
¿Qué dirían los familiares del líder sindical Tucapel Jiménez, baleado y acuchillado en febrero de 1982? El 18 de agosto pasado, en tanto repartía condecoraciones y premios a escritores de izquierda, Lagos indultaba a Manuel Contreras Donaire, autor material del asesinato.
El político de "estatura ética sin igual" justificó la decisión alegando "razones de Estado" a favor del "bien superior del país" y señaló que Contreras Donaire cumplió "órdenes superiores". Asimismo, Lagos impulsó la incorporación a la Corte Suprema del juez pinochetista Rubén Ballesteros, quien en distintas causas siempre votó a favor de la impunidad del tirano.
Por su lado, el ministro Juan Eduardo Fuentes aplicaba la prescripción de la causa que investigaba la exhumación y posterior lanzamiento al mar de cuerpos de personas muertas en el palacio de La Moneda en septiembre de 1973. Fuentes consideró que el hecho constituía una infracción al artículo 144 del Código Sanitario y que, por tanto, "... no procede darle carácter de crimen o delito de lesa humanidad".
Con motivo de la Operación Puerto Montt (nombre clave que la Dirección Nacional de Inteligencia daba a los operativos de exhumación y posterior lanzamiento al mar de más de 400 cadáveres de 1974 hasta fines de la década), Lagos declaró: "Siempre es importante ver en qué medida damos pasos para una agenda de futuro, en qué medida vamos cerrando heridas" (ver ampliación de estos casos en Proceso, 11/9/05).
Podemos entender el regocijo de Estados Unidos y de los tartufos de la "izquierda en libertad" ante la llegada de Michelle Bachelet a la presidencia de Chile. ¿Pero a cuento de qué el imperialismo y las oligarquías nativas festejan el triunfo democrático de la primera gobernante socialista de América?
Hemos visto que en 1973 Chile fue precursor y país probeta de ensayo del modelo ideológico y socioeconómico neoliberal. ¿Por qué más de 30 años después el modelo guarda notable aceptación en distintas capas de la sociedad y no sólo entre las más privilegiadas?
El olvidado Pedro Vuskovic, ex ministro de economía de Allende, decía: "... lo que empuja a la pequeñoburguesía al enemigo es no presentarle a éste batalla, es decir, la inexistencia de una verdadera alternativa popular" (América Latina: ¿qué sigue al fascismo? Ed. Pueblo Nuevo, México 1976, p. 43).
Sin embargo, el agotamiento del dogma neoliberal y la ausencia de alternativas de cambio real hicieron que la mayoría de los chilenos votasen a conciencia por lo "menos peor". Pero cuidado: sólo medio millón de votos hacen la diferencia entre el Chile antipinochetista (no necesariamente antimperialista) y el Chile pinochetista.
Con vuelo profético, Vuskovic escribió: "Entendida la dominación fascista como esfuerzo extremo y último de preservación y desarrollo del capitalismo dependiente, carecería de sentido que a su derrota siguiera un proyecto de reconstitución de los mismos términos que agotaron su eficacia..." (ídem, p. 40)
En eso consistió la "militancia" de la señora Bachelet, burócrata de un "socialismo" que en 1988 optó por marchar en dirección contraria a las advertencias de Vuskovic, colaborando en "... la reconstrucción de la misma institucionalidad que forjó históricamente la burguesía y que no vaciló en arrasar cuando se le hizo insuficiente para asegurar su dominación" (ídem).
A 15 años de su traición a la resistencia popular, la CPD puso la cereza roja sobre el pastel pinochetista: una presidenta "socialista" que del discurso borra cualquier connotación o vocablo asociado a las categorías de explotación, alienación, dominación, soberanía popular, etcétera.
En tal sentido, el "socialismo" de la señora Bachelet sería al socialismo lo que el "humanismo cristiano" a la democracia cristiana, el "comunismo" al gobierno de China Popular, o el "libre mercado" al comercio justo y equitativo.
Con perfiles estudiados y gestos pulidos, el socialismo hello, Kitty de Bachelet fue pensado para simular acuerdos y "consensos" en un mundo de divisiones reales y activas. Y su cometido apunta a perfeccionar la despolitización en las tomas de decisiones, preservando al sistema de las incertidumbres y avatares de la democracia auténtica y real.

Anónimo dijo...

Very cool design! Useful information. Go on! ga lotto results How much irs tax on lottery winnings mackage coats Let it ride poker rules Patent motorowodny mixed saunas uk using current assets to pay long term debts lotto plus com super Black jack palm phone number exchange lookup Golf cart heater and cover cheap conference calls dvd player clearance how to delete collection from your credit report

Anónimo dijo...

Excellent, love it! »